Institucionales

Comunicado del Presidente del Colegio de Médicos de Granada

El Colegio de Médicos no puede salir al paso de las numerosas publicaciones que se producen en redes sociales, no obstante algunas afirmaciones realizadas recientemente por el Dr. Candel Fábregas, precisan varias aclaraciones en lo que compete a mi actividad como Presidente del Colegio de Médicos de Granada, con independencia de otras acciones que se puedan llevar a cabo.

  1. El expediente disciplinario que concluyó con una sanción de un mes está todavía en trámites de recurso por lo que no se puede hacer efectiva la sanción hasta que no haya una resolución definitiva, con base en la norma que regula esta materia.
  2. Es incierto que la Junta Directiva, ni su Presidente, no actuaran ante denuncias del Dr. Candel. Estas denuncias son inexistentes en el expediente a que se contrae, en que no consta que se solicitara ninguna prueba testifical, ni tampoco en las alegaciones realizadas a la instrucción.
  3. El Dr. Candel no ha presentado ninguna denuncia en el Colegio ni sobre irregularidades en la asistencia, ni de la organización sanitaria, ni contra ningún colegiado. Si así hubiera sido, como corresponde, habría habido contestación del Colegio sobre la apertura de procedimiento, archivo del mismo o cualquier otra actuación estatutariamente procedente.
  4. El Colegio de Médicos no puede iniciar ningún procedimiento ante comentarios o conversaciones entre colegiados. Es necesaria la presentación de pruebas o testimonios para preservar la seguridad jurídica. No puede considerarse, ante una falta de pruebas que permitan objetivar unos hechos, inacción del Colegio.
  5. En las distintas reuniones mantenidas por mí con el Dr. Candel jamás le he planteado ninguna negociación fuera del estricto cumplimiento de los estatutos del Colegio y del Código Deontológico. Como es mi obligación me he brindado en numerosas ocasiones a mediar entre la partes. En todas las ocasiones le he informado de la posibilidad de realizar sus denuncias por las vías reglamentarias permitiendo así investigar las supuestas irregularidades si las hubiera desde el respeto y la presunción de inocencia, mostrándole mi oposición a sus formas en las redes sociales.
  6. En la reunión a la que hace referencia el Dr. Candel, no solo no le propuse ninguna negociación sino que fui advertido de las consecuencias que tendría una resolución contraria a sus intereses.
  7. La acumulación de expedientes no tiene ninguna finalidad de perjudicar al Dr. Candel sino de agilizar los procedimientos actuales. En la decisión de la Junta Directiva se valorará en su medida la respuesta del Dr. Candel, con plena sujeción al Reglamento Disciplinario.
  8. Como no podía ser de otra forma respeto la petición de mi dimisión. A pesar del esfuerzo de compaginar mi actividad asistencial habitual (guardias incluidas), docente y colegial, mi compromiso con los colegiados que me votaron es firme. Estoy convencido que los Colegios de Médicos son imprescindibles para el ejercicio de nuestra profesión en beneficio de los ciudadanos. Los estatutos contemplan alternativas a la petición de dimisión.
  9. Las decisiones en los procedimientos los realiza la Junta Directiva del Colegio con el preceptivo asesoramiento del Comité Deontológico y la asesoría jurídica. Algunas de estas decisiones ya han sido refrendadas por el Consejo Andaluz de Colegios de Médicos.
    Todos los instructores de los procedimientos disciplinarios tienen la confianza y el reconocimiento de la Junta Directiva del Colegio de Médicos de Granada. Quiero expresar mi apoyo, y el de la Junta Directiva, al Dr. Miguel Melguizo, médico admirado y querido por sus pacientes, de reconocido prestigio nacional entre sus compañeros, maestro de numerosos residentes, que posee una gran preparación en ética, y persona de una honestidad e integridad intachable.
  10. No voy a referirme a otras afirmaciones falsas sobre mi que no afectan a mi labor como Presidente.

Log in